martes, 7 de mayo de 2013

Tecnología, profesores y alumnos en los MOOC.

Leave a Comment
Si de algo puede presumir la nueva metodología MOOC es de su caracter abierto y conectivista, lo cuál nos lleva a una pregunta muy recurrente: ¿quién participa en un MOOC?
Esta cuestión engloba a otras que son de vital importancia para comprender la "mecánica MOOC": ¿quienes hacen posible el funcionamiento de las plataformas? ¿quiénes desarrollan los cursos? ¿qué perfiles tienen los alumnos?...
Vayamos por partes.

Las plataformas para el desarrollo de MOOC.
En la actualidad, existen multitud de plataformas cuya misión es desarrollar cursos masivos y abiertos. No confundamos con aquellas webs destinadas a agregar cursos creados en otras plataformas. No. Nos referimos al desarrollo tecnológico que acompaña a Coursera o Udacity, y a otras herramientas como Google Course Builder.

Para medir de forma objetiva el impacto de los MOOC, basta con observar la apuesta que existe para su impulso tecnológico. Hace unos días, la web Chronicle of Higher Education elaboraba una útil infografía donde quedaban reflejadas las inversiones y apoyos recibidos por Coursera, EdX, KhanAcademy y Udacity. No faltaban empresas como Google o Pearson; universidades como el MIT, Harvard, PennU; asociaciones sin ánimo de lucro como la Fundación Bill & Melinda Gates; o multitud de inversores y de empresas de capital riesgo.

Click para ver la imagen en tamaño original

Podemos decir por tanto que existe una apuesta muy clara por el desarrollo tecnológico de plataformas destinadas a los cursos masivos. Sin embargo, la duda que existe es si se debe apostar por proyectos cerrados pero con difusión (como Coursera o Udacity), o por la independencia con herramientas abiertas tipo Course Builder. En ambos casos, suele requerirse de asistencia técnica, aunque desde proyectos como Desarrollo-Google Course Builder se intenta que los profesores pueda, con algunas horas de trabajo, sacar adelante sus propios cursos online.

El profesorado en los MOOC.
Mucho se ha discutido acerca del papel de los profesores en los MOOC. ¿Deben estar pendientes todo el tiempo del desarrollo del curso? ¿Deben incentivar los debates? ¿Deben asistir personalmente a los alumnos?... Tengamos en cuenta que si un curso es masivo podemos hablar incluso de cientos de miles de alumnos, algo que elimina directamente la tercera posibilidad. Además, según la web Faculty Ecommons, los autodidactas, aquellos que tienen más interés y son más curiosos, son los que triunfan en los MOOC.

Los profesores, desde mi punto de vista, deben poner a disposición de los alumnos todos los materiales y herramientas necesarias para incentivar el debate -y llegado el caso, dar un pequeño empujón- de forma natural. La comunidad debe ser una realidad, no un ejercicio.
Para ello, el profesorado debe saber adaptarse a la metodología MOOC, y evitar malas prácticas como las ya mencionadas en este mismo blog. La innovación y experimentación continua son la clave en esta recién empezada era MOOC.

Los alumnos en los MOOC.
El éxito o fracaso de un curso abierto y masivo se encuentra en los propios alumnos. Si éstos se creen las lecciones, pueden sacarles provecho, y crean comunidad, tenemos un rotundo triunfo del profesorado, y a bien seguro que puede -debe- festejarlo. Ante la avalancha de cursos, no todos pueden resultar vencedores, es obvio. Y ni siquiera Coursera ha podido evitar que uno de sus cursos no llegara a completarse .
El futuro, incluso, podría derivar en un futuro en el que las universidades no tengan profesores, donde los créditos que se impartan deriven directamente de las sesiones impartidas online vía MOOC. Aunque es un futuro bastante lejano, los alumnos deben entender que, más allá del trato necesario profesor-alumno, la interrelación y la conectividad entre los propios compañeros es incluso más importante. Compartir ideas, proyectos, e incluso planes de futuro, que permitan que el curso, además de ser útil desde un punto de visto del conocimiento, sea una experiencia educativa.

Por ello, os invitamos a que os unáis a la red de emprendedores de UniMOOC.
Regístrate en el curso online y abierto en www.unimooc.com, y dentro de la plataforma del curso podrás hacer networking con personas de muy diferentes perfiles..

En resumen:

  • La importancia de los MOOC puede medirse por su desarrollo tecnológico y los grandes jugadores que intervienen en la financiación y desarrollo de ésta.
  • Existen dos claras tendencias: la integración de los cursos en plataformas de prestigio como Coursera, o el desarrollo de cursos con independencia gracias a herramientas como Google Course Builder.
  • Los profesores no pueden atender individualmente a todos los alumnos, si estamos hablando de cursos masivos.
  • Pero no deben descuidar la calidad: experimentación e innovación, esas son las claves.
  • Los alumnos son quienes se ponen sus propias metas en los MOOC. Los más curiosos, son los que más aprenden y aprovechan su tiempo en los cursos.
  • Al mismo tiempo, deben de ser conscientes que la conectividad es la clave de los MOOC. Es la gran diferencia, y el principal valor que se les supone a los cursos abiertos y masivos.



Artículos relacionados.
Los grandes jugadores en los MOOC, en chronicle.com
Los estudiantes que autodirigen su aprendizaje triunfan en los MOOC.
Libertad en la enseñanza: MOOC.

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada